“Yo bajé a comprar el pan y ahora no la tengo más conmigo”, dijo la madre de la beba asesinada

Carolina, madre de Lola Jazmín Montero, denunció que desde hacía «tres noches” se escuchaban disparos en las torres del monoblock.