Cumbre en la Superliga para definir cómo serán los descensos: los clubes apremiados por el promedio proponen un sistema mixto

La Superliga arrancará el viernes 26 con el duelo entre Racing, el último campeón, y Unión en el Cilindro de Avellaneda. Se conoce todo el programa de la fecha inicial. Y también el de la segunda. Pero, a falta de 9 días para el puntapié inicial, todavía hay cuestiones que no están claras y que son súper relevantes ya que tienen que ver con la sintonía fina de los reglamentos y, sobre todo, con la mecánica de los descensos a la Primera B Nacional.

Este miércoles por la tarde habrá reunión de dirigentes en las oficinas de Puerto Madero de la Superliga. Y se espera una acalorado intercambio. Es que además de revisar cómo serán los reglamentos de los dos torneos -Superliga y Copa de la Superliga- y cómo serán los castigos para los equipos que no cumplan, por ejemplo, con el fair play financiero, habrá una fuerte discusión para determinar cómo serán los cuatro descensos.

Es que los clubes que perdieron la batalla por abolir los promedios y que más tarde sucumbieron cuando propusieron bajar a tres o dos la cantidad de equipos que perderán la categoría al cabo de la temporada ahora van por otra propuesta que hará ruido: pedir un sistema mixto.

¿En qué consiste este sistema mixto? Los dirigentes de los clubes, justamente los más apremiados con el coeficiente que divide los partidos jugados por los puntos conseguidos en las últimas tres temporadas, pretenden que los cuatro equipos que caerán a la nueva Primera Nacional al final de la temporada sean los dos peores promedios y los dos peores de la tabla de la Superliga.

Habrá que ver cuánto quórum reúnen aquellos que proponen esta poco prolija doble vara. Por estas horas, son tiempos de rosca política y llamados cruzados

En la última votación, cuando quisieron reducir la cantidad de descensos, no les fue nada bien.En aquella ocasión LanúsBanfieldEstudiantesGimnasiaNewell’s, Rosario CentralArgentinosPatronato Colón levantaron la mano para impulsar la moción de cambio.

Acompañó San Lorenzo, pero su voto fue impugnado, ya que asistió fue el prosecretario del club, Javier Guastalegname, quien por estatuto no tenía potestad para participar de la reunión -sólo pueden votar el presidente, los vices, el secretario o el tesorero-.

RiverBocaRacingIndependienteVélezHuracánAtlético TucumánTalleresDefensaGodoy CruzUnión Aldosivi, en cambio, se opusieron. Y festejaron: la votación terminó 12-9 para que todo siguiera igual.

Habrá que ver cuánto poder de lobby tienen los interesados en impulsar el cambio. Estos clubes vienen golpeados desde la temporada pasada, cuando debieron hacer importantes ajustes en sus planteles para evitar sanciones por el fair play financiero y, sin figuras ni contratos caros, les costó sumar puntos para engrosar sus promedios.

Creen además que esta doble vara podría servir para incomodar a clubes que tienen todavía irregularidades en el cumplimiento de los pagos a sus jugadores y que, pese a su mala administración, ahora tendrán ingresos extra por jugar copas internacionales al tiempo que podrán descansar en los puntos acopiados en la temporada que pasó.

Por estas horas parece difícil que la postura del sistema mixto se imponga. Pero en el fútbol argentino todo puede ser posible. «Nosotros creemos que la idea puede prender. Pero nunca hay que olvidarse que alguna vez una votación terminó 38 a 38», deslizó con ironía un dirigente al ser consultado sobre cómo venían las negociaciones.