«Más controles, mismos permisos»: cómo será la nueva etapa de la cuarentena

Alberto Fernández repasó la situación con expertos en Olivos y habló con gobernadores. El eje está puesto en la Ciudad y el conurbano.

El presidente Alberto Fernández se reunió este viernes en la residencia de Olivos con el grupo de infectólogos que lo asesora y luego dialogó con un grupo de gobernadores, a fin de analizar detalles de la siguiente etapa de la cuarentena que se pondrá en marcha la semana próxima y que anunciará el sábado.

El mandatario primero recibió a los expertos y luego mantuvo una teleconferencia con mandatarios provinciales en cuyas provincias siguen registrándose casos de coronavirus, como el de Córdoba, Juan Scharetti, y el de Chaco, Jorge Capitanich.

El objetivo de ambas reuniones fue el de terminar de definir el mecanismo del aislamiento que regirá por las próximas dos semanas, que Fernández anunciará oficialmente este sábado y que tendrá como novedad unas limitaciones en el transporte público para el Área Metropolitana de Buenos Aires.

El Gobierno quiere evitar que la curva ascendente se descontrole y no sea posible contener mientras la economía se desmorona a nivel macro y micro. En tanto, la OMS alertó que Sudamérica será el nuevo epicentro de la pandemia.

La región enfrenta casos tan disimiles como el de Uruguay y el de Brasil que no permiten hacer una evaluación de acuerdo a una fórmula concreta.

En la Argentina, algunas provincias avanzan con las aperturas. Tienen pocos casos, no tuvieron hasta el momento o los contagios se detuvieron. No es el caso del AMBA, donde la curva crece y parece acercarse a un pico.

Para intentar frenar el aumento de circulación entre la Ciudad y el cornubano bonaerense, los trabajadores esenciales y exceptuados deberán reempadronarse y obtener un nuevo certificado de circulación, que de acuerdo a su actividad tendrá un color determinado. El permiso sería digital.

También analizan cerrar algunas estaciones de trenes y la posibilidad de restringir la SUBE.

Además de los controles en el transporte en Capital Federal y el conurbano, se definirá un refuerzo del trabajo estatal en los barrios vulnerables en la próxima etapa de la cuarentena en ese territorio del país por -al menos- las siguientes dos semanas.

Del encuentro con los infectólogos participaron también el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; el ministro de Salud, Ginés González García; la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca; y la secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti

En tanto, los especialistas que acudieron fueron Pedro Cahn, Mirta Roses, Omar Sued, Tomás Orduna, Gustavo Lopardo y Pablo Bonhevi.

Tal como acostumbra hacer antes de cada anuncio de una prórroga de la cuarentena, el Presidente escuchó las recomendaciones de los expertos que hicieron señalamientos sobre la situación epidemiológica y sobre el «pico» de contagios que está próximo a llegar.

En la zona metropolitana el aislamiento quedará en el mismo punto, pero con mayores controles en el transporte y un trabajo más fuerte en las zonas más vulnerables, mientras que no se descarta que para las provincias que vienen registrando muy pocos casos, o incluso ninguno, esos gobernadores sigan flexibilizando el aislamiento y aprobando nuevas aperturas de actividades.