Renunció la viceministra de Educación Adriana Puiggrós

Desde la Casa Rosada señalan que había diferencias con el jefe de la cartera, Nicolás Trotta. Su salida se da en momentos en que las clases no se dan con normalidad por la pandemia de coronavirus.

Tras poco más de ocho meses en la gestión, la viceministra de Educación Adriana Puiggrós renunció este miércoles a su cargo por diferencias con el titular de la cartera, Nicolás Trotta. Su salida se da en paralelo a la falta de clases presenciales en la mayor parte del país debido a la pandemia.

La noticia fue confirmada por fuentes oficiales a la agencia NA, después de que le fuera aceptada la dimisión a la ahora exfuncionaria. Desde la Casa Rosada explicaron que «no fluyó la relación» entre Puiggrós y Trotta a lo largo de estos meses.

Durante su tiempo como funcionaria mantuvo un bajo perfil y, en las pocas declaraciones públicas que hizo, generó diferencias con la conducción del Ministerio.

En primer lugar, en marzo, la pedagoga se había pronunciado en contra de las pruebas estandarizadas. «Evaluar no es un elemento de la enseñanza, es un instrumento de control y de selección y está pensado desde una lógica empresarial. Lo que busca es reducir cantidad de alumnos, de docentes, desde una idea meritocrática”, planteó la funcionaria en una entrevista concedida al sitio El Cohete a la Luna.

Tras el revuelo que generaron esas declaraciones, el ministro Trotta tuvo que salir a aclarar que los alumnos argentinos continuarían formando parte de los exámenes internacionales de la OCDE y la Unesco para evaluar su rendimiento escolar.