Se complica el panorama para River en la Copa Libertadores: teme más contagios de coronavirus y tomó una drástica decisión

Los casos positivos de Enzo Pérez y dos colaboradores del cuerpo técnico encendieron todas las alarmas. El jueves recibirá a Nacional por los cuartos de final.

En River hay mucha preocupación por los casos positivos de coronavirus de Enzo Pérez y dos colaboradores del cuerpo técnico de Marcelo Gallardo y en las últimas horas se tomó una fuerte decisión para extremar los protocolos sanitarios: el plantel no se concentrará para el partido de mañana contra Nacional de Montevideo por los cuartos de final de la Copa Libertadores.

El cuerpo médico del club quiere evitar contagios en caso de que hubiera algún caso más de Covid-19 que no se haya detectado en los últimos testeos por la baja carga viral. Si fuera así, una concentración podría generar que otros futbolistas se infectaran por el hecho de convivir durante 24 horas en un mismo lugar.

River se medirá el jueves ante Nacional en la cancha de Independiente y los jugadores dormirán la noche previa en sus casas. Incluso, se juntarían en el Monumental para ir a Avellaneda o directamente podrían al estadio en sus autos particulares.

La idea es achicar al mínimo posible el riesgo de contagios antes de los nuevos testeos que se realizarán el viernes, en la previa del partido del fin de semana por la Copa Diego Maradona ante Argentinos Juniors por la primera fecha de la zona Campeonato.

Los casos de Enzo Pérez y los asistentes Facundo Greco y Fabián Robledo podrían ser el principio de más contagios, siempre y cuando hayan tenido contacto estrecho con otros integrantes del plantel profesional antes de ser aislados.

El futbolista es una de las figuras del equipo de Gallardo y se perderá los dos partidos de cuartos de final contra Nacional porque deberá cumplir diez días de aislamiento obligatorio.